Noticias- Conferencias de Libertades Públicas en la Prensa

Duro debate de fiscal Gajardo y abogado López por televisación de las audiencias

miércoles, 28 de octubre de 2015

Lilian Olivares
Nacional

El Mercurio

Junto a juez Fernando Guzmán se discutió legalidad de esta situación. 

En un debate sobre la publicidad de las audiencias judiciales, dos panelistas terminaron afirmando que el Poder Judicial incumpliría, a través de su Dirección de Comunicaciones, la ley que prohíbe la transmisión íntegra de las audiencias, cuestión que hace a través de su canal en internet.

En la discusión, que organizó la Fundación Libertades Públicas y se realizó en el aula magna de la Facultad de Derecho de la Universidad de Chile, participaron dos profesionales que ya se habían enfrentado en el caso Penta: el fiscal Carlos Gajardo y el abogado de los dueños de Penta, Julián López. También intervino el juez de garantía Fernando Guzmán. Se excusó por enfermedad el ministro de la Corte Suprema Milton Juica.

El juez Guzmán contó que su generación fue de las que abrieron las puertas de las salas para que el público pudiera observar las audiencias y conociera el funcionamiento del nuevo sistema contribuyendo a su transparencia. Pero al poco tiempo se dieron cuenta de que “nos habíamos equivocado rotundamente”. Y relató la historia de un imputado al que siguieron hasta la casa y terminaron incendiándola. “Los jueces estábamos levantando el escenario del circo romano”.

El fiscal Gajardo estimó que la publicidad es la principal garantía para el acusado ante una posible arbitrariedad. Recordó las palabras de Voltaire, cuando señalaba: “¿De verdad el secreto conviene a la justicia? ¿No debiera ser solo propio del culpable el esconderse?”. Pero consideró que, aún más, “también está en el interés del Estado que los procesos sean públicos, por cuanto permite orientar respecto a cuáles son los valores que como sociedad reclamamos con nuestro comportamiento”.

Planteó que la publicidad tiene una función legitimadora de las actuaciones de los órganos que administran justicia. Y validó la transmisión del canal del Poder Judicial, “completamente limpia”, permitiendo que no haya un juicio paralelo, sino que la persona tome su propia opinión.

“Apego de la ley”

López afirmó que “nadie discute el derecho a informar. Lo que se discute es el interés de los medios audiovisuales por perseguir una función de entretención. Las audiencias se tornaron en un espectáculo, con valor comercial”.

Luego enumeró una serie de artículos que impiden la transmisión completa de las audiencias e indicó que “el estricto apego de la ley sería más que suficiente” para cautelar los derechos de unos y de otros, porque, en su opinión, el nivel de presión que ejerce este elemento que se introduce en el juicio es imposible de contrarrestar. Por último, López compartió con el juez Fernando Guzmán, que se había referido al canal del Poder Judicial como un medio de marketing de esa institución para convencer a la gente de que son transparentes, la aseveración de que “esto no es un concurso de popularidad”.